Historia

El Panzón

La historia de “Donde el Panzón de Bustamante” comienza en julio del año 2004. Nace de una conversación familiar y de la afición del padre de esta familia a los buenos y contundentes sánguches. Una vez tomada la decisión, se resuelve el nombre en honor al cuarto de sus hijos, quién heredó la misma devoción, y muchos le dicen el panzón.

A pocos meses de su apertura, esta familia comenzó a dimensionar el éxito y potencial del negocio, teniendo que mantener sus puertas abiertas casi 24 horas diarias, los siete días de la semana.

Con ello, no dudaron en profundizar en la calidad de los productos, así como en la estandarización de estos, destacándose, por lo íntegro, delicioso y abundante de sus productos, lo que ha quedado demostrado, a través de la historia, en la constante cobertura e interés siempre demostrado por los medios de comunicación nacionales.

¡Disfruta de toda nuestra calidad en cualquiera de nuestros 3 locales!